Según la ciencia, las parejas estables y felices tienden a engordar.

¡La ciencia lo confirma! Las parejas felices y estables tienden a engordar más